Un matrimonio de anuncio, reseña de la obra de Romina Naranjo
Un matrimonio de anuncio, reseña de la obra de Romina Naranjo

Un matrimonio de anuncio, reseña de la obra de Romina Naranjo

Año de publicación: 2017
Número de páginas: 246
Editorial: Pàmies
6

Un matrimonio de anuncio nos introduce en la vida de Oliver Hamer: un publicista que asciende a base de pisar a su competencia. Oliver no se detiene ante nada; por eso, cuando se le ofrece la posibilidad de trabajar con el mayor gigante de la automovilística decide que ese contrato será suyo… aunque para ello tenga que hacer que su secretaria se haga pasar por su esposa.

Un matrimonio de anuncio es la nueva novela de Romina Naranjo y Phoebe Editorial. Una obra clásica de romance que nos introduce en las mentiras de Oliver Hamer y de su secretaria, Frannie.

Un matrimonio de anuncioSobre Romina Naranjo, autora de Un matrimonio de anuncio

Romina Naranjo es natural de Las Palmas de Gran Canaria. Nacida en 1988, esta no es su primera novela , aunque sí es la primera en entrar en el sello editorial de Phoebe Romántica. Está licenciada en Pedagogía y es técnica superior en Educación Infantil. A Romina le gustaba escribir desde que era muy pequeña y de esa forma se adentró en el mundo de la escritura, creando cuentos mientras estaba en el colegio. Algo tímida por las críticas, empezó a escribir en foros literarias donde su obra tuvo una gran acogida, convirtiéndose en una historia más desarrollada.

Ha sido la ganadora del premioRosa Romantica’s a la mejor portada Nacional 2015 con Una Candidata Inesperada. También ha escrito otros libros encuadrados en el género de romance como Familia de Papel.  Un matrimonio de anuncio, UMDA en su versión acortada, es su último libro publicado.

Argumento de Un matrimonio de anuncio

Oliver Hamer es un tiburón de la publicidad: empezó con muy poco pero se ha convertido en uno de los peces gordos del mundo del marketing a base de anuncios agresivos, presentaciones radicales y a una labia y confianza ciegas en su éxito. Y es que nadie se le resiste a Oliver Hamer: ni los empresarios ni mucho menos las mujeres que engrosan su lista de capturas y que su diligente secretaria apunta en la “Agenda Roja” del despecho. Pero ahora Oliver le ha echado el ojo a un contrato multimillonario que lo catapultaría al éxito más colosal: un contrato con el gigante español de HM Motores.  El único problema es que el Señor Montero no es un hombre fácil: solo aceptará que Oliver lleve sus campañas si este es capaz de pasar una prueba de fuego de 5 días en Méjico… junto a su esposa.

Desesperado, Oliver busca a una mujer que se haga pasar por su esposa esos días, pero ninguna le conoce ni lo más mínimo para poder hacer frente a esa pantomima. Ninguna excepto… Frannie. Frannie, la secretaria seria y eficiente de Oliver, se encontrará a sí misma viajando a Méjico para perpetrar una terrible estafa con la única motivación de conseguir un porcentaje del cheque que recibirán para poder cumplir su sueño. O al menos eso es lo que se dice a ella misma, porque en el fondo, aunque se lo niegue a ella misma, está claro que Frannie siente algo por Oliver.

Análisis de un matrimonio de anuncio

Un matrimonio de anuncio cumple todos los estándares del genero de romance. Nosotros recibimos el libro en edición digital gracias a la amabilidad de Ediciones Pàmies y Phoebe Romántica. La historia se narra entre Frannie y Oliver, saltando de uno a otro conforme la trama lo requiera.

Un Matrimonio de Anuncio es una novela puramente romántica y no tiene ni una pizca del contenido erótico con el que cuentan otros libros de la editorial como La promesa de Grayson o Una noche y nada más. La historia transcurre en un primer momento en las oficinas de Publicidad Hamer para desplazarse con rapidez hasta Guadalajara, Méjico. Desde allí, Romina Naranjo nos hará partícipes de los apuros que pasan ambos protagonistas para mantener sus mentiras, aderezándolo todo con el colorido propio de Méjico, los colores de sus paisajes y el sabor de sus exóticos platos. En un ambiente que ninguno de los dos controla a la perfección, Frannie podrá por fin mostrar su verdadera personalidad con situaciones que realmente te arrancan una carcajada mientras lo estás leyendo, como el momento en el que esta se pasa con el alcohol.

La novela desprende colores y aromas mejicanos y además cuenta con un recurso contemporáneo que nos encanta: el uso de citas musicales para envolver más al lector en la trama. Siempre que vemos que un personaje cita una canción o que una pieza musical aparece de fondo, corremos a ponerla en alto para que nos envuelva las mismas sensaciones que están sintiendo los protagonistas de la novela.

El lenguaje de la escritura no es en absoluto complejo: tanto Oliver como Frannie hablan de una forma directa, accesible a todos los públicos, y la obra es muy entretenida. Los títulos de los capítulos, en letra roja, son en realidad refranes y frases hechas mejicanas que resumen el contenido de cada sección. Es un detalle interesante y muy llamativo que no se nos pasó por alto.

Al final de la novela contamos con un extra con los backstories de Frannie y Oliver que nos permiten arrojar luz sobre los personajes. Es un detalle muy interesante que quizás nos habría gustado ver en otros títulos de género similar.

Nuestra opinión sobre Un matrimonio de Anuncio

Un matrimonio de anuncio, como ya hemos dicho, es una novela de romance muy entretenida. Cumple perfectamente con todos los estándares que podríamos esperar del género: ella es simplemente perfecta y su la tensión sexual que hay entre Frannie y Oliver está mascada desde el principio. Pero hemos de destacar algo que nos ha llamado sorprendentemente la atención: en el género de romance, los hombres suelen tener un pasado tortuoso que los hace todavía más deseables. Ese es el caso de Grayson, otra de las novelas de la editorial que os recomendamos leer. Oliver Hamer parece el típico estereotipo de donjuán que no se arrepiente de nada y que sin duda verá su universo sacudirse al conocer de cerca a una mujer profunda y diferente como Frannie. Hasta ahí, todo predecible ¿verdad?

Pues no es así. (Alerta de spoilers!) la confesión del pasado de Oliver que se da en los primeros capítulos es realmente atrevida y descarnada, potente y desgarradora: nos está hablando de un niño que, a sabiendas de que su padre adoptivo es un potencial pederasta que podría hacerle mucho daño, prefiere alimentar las fantasías sexuales de este antes que volver al orfanato. En España es posible que mucha gente ajena al programa de protección de menores sea ajena a la terrible realidad que viven los niños en el sistema de adopción de los EEUU, donde sus orfanatos son más similares a cárceles y reformatorios que a un hogar donde esperar que le adopten.

Oliver por tanto se cría en un terreno cruel donde si él no cuidaba de sí mismo, podría haber acabado muerto o en una situación realmente peor. El hecho de ser consciente de eso, de su falta completa de empatía y de su carácter práctico y egoísta en la vida lo convierten en el mejor antihéroe de la novela y, sin lugar a dudas, en el hombre peligroso que nos avisan que es desde la primera página. Oliver explota su encanto para su propio beneficio, no le importa pasar por encima de quien tenga que pasar y se ha labrado él mismo un futuro. Es un mentiroso colosal, un publicista brutal y al mismo tiempo el personaje con más carisma de la novela.

Frannie, sin embargo, no nos entró del todo por los ojos. No queremos decir que el personaje no esté desarrollado y claramente tiene su papel individual lejos de Oliver al trabajar en su propio sueño, pero es, simplemente, demasiado “perfecta” para ser creíble. Con una moral y una ética por encima de cualquier rasero, accede a ayudar a Oliver y luego no deja de interponerse y de poner pegas al transcurso del plan. Frannie es delgada, inteligente, preciosa, carismática y sobre todo, tiene siempre sus sentimientos muy bajo control incluso en las peores circunstancias. Y eso, al final de la novela o en el momento en el que sin duda tendría que haber reaccionado con rabia o llanto, acaba por resultarnos ligeramente inverosímil.

Inverosímil también como el anuncio que propone Oliver al Sr. Montero. Da la casualidad que la redactora de este artículo es publicista… y la idea de mostrar un coche completamente nuevo destrozarse contra un árbol con una familia dentro no es en absoluto la mejor de anunciar un coche. Sabemos que Oliver pretende ser rompedor, pero la idea de seguridad puede mostrarse de muchas otras formas que no sean un suicidio para la marca como sin duda ese anuncio de HM Motors será.

Pero aquí no se trata de analizar la efectividad de la publicidad de Un matrimonio de anuncio, sino de la obra en sí. Es un libro sin lugar a dudas entretenido y merece la pena leerlo solo por el hecho de conocer a Oliver Hamer: el primer sociópata con una carencia total de empatía que hemos conocido de este género, incapaz de amar a nadie que no sea él mismo y que al final de la novela, sin ningún tipo de objeción, es capaz de declarar, con todo el descaro, en el momento cúspide de la trama, que él es así y que no piensa cambiar, pero que le ofrece un comienzo a Frannie.

Un comienzo que ella hace muy bien en aceptar. Porque… ¿a quién no le gustaría ser la única persona del universo a la que ame Oliver Hamer?

Like Love Haha Wow Sad Angry
Like
Comprar libro > Amazon

Bodas de sangre de Federico García Lorca: análisis de la obra

27 Enero, 2016

15 fan arts de "El Nombre del Viento"

27 Enero, 2016

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *